Publicado: 8 de Febrero de 2017

A diferencia de otros materiales, la ventana de PVC no necesita mantenimiento, únicamente una limpieza regular de su superficie con agua y jabón.

Y para los herrajes y las juntas de la ventana, se requiere un mantenimiento mínimo, que consiste en engrasar las partes móviles dos veces al año.